· Publicado en Comunicación

Compromiso ODS: agentes locales y provinciales se reúnen para avanzar en la localización de la Agenda 2030

Compromiso ODS: agentes locales y provinciales se reúnen para avanzar en la localización de la Agenda 2030

El segundo taller de localización de ODS convocado por la FEMP ha centrado sus contenidos en la construcción de la estrategia española para la implementación de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible y los retos en materia de localización.

La cita convocada por la FEMP da continuidad a la que celebró en Soria a mediados del mes de enero. Ayuntamientos, ONGD, agencias de Naciones Unidas, gobiernos regionales, redes de gobiernos locales como CGLU, FAMSI o Platforma, el MAEC y otras entiades, se reunieron para abordar distintos aspectos del proceso de localización de la Agenda 2030; fortalecimiento institucional, empoderamiento de las entidades locales, construcción de capacidades, gestión del conocimiento, planificación, alineamiento e implementación fueron parte de un debate entre actores diversos para iniciar un proceso de forma coordinada, aunque ya hay regiones en las que se han impulsado iniciativas desde los gobiernos regional y locales.

Esta segunda edición se ha centrado en actualizar la situación en torno a la localización de los ODS en España, centrando el interés en el papel de los ayuntamientos, las diputaciones, los cabildos y consejos insulares y las redes de ciudades. Entre los objetivos se encuentra la identificación de buenas prácticas en materia de localización con el fin de compartirlas y avanzar en la creación de una dinámica colaborativa entre los actores relevantes en materia de localización.

Partiendo de las conclusiones del primer taller, la agenda se ha articulado en grupos de trabajo que han abordado la alineación estratégica, los retos en el fortalecimiento de capacidades locales para los ODS, la transparencia, participación y alianzas con los actores relevantes, así como la gobernanza multinivel. Este proceso liderado por la FEMP cuenta con el apoyo de Platforma, CGLU y el impulso del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, que celebró la primera reunión del Grupo de Alto Nivel para la Agenda 2030 en octubre de 2017, dos años después de la aprobación de la nueva agenda de desarrollo. Se trata de la máxima estructura a nivel nacional para su coordinación y seguimiento.

El Grupo de Alto Nivel está presidido por el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis, y cuenta como vicepresidentes con la ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina,  y con el ministro de Fomento, Iñigo de la Serna. El Grupo está compuesto por representantes de varios Ministerios y abierto a la participación de otros actores como sector privado, organizaciones de la sociedad civil, parlamentos, universidades y expertos.

El Grupo de Alto Nivel es la máxima estructura a nivel nacional para la Coordinación y el seguimiento de la Agenda 2030; está presidido por el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis, y cuenta como vicepresidentes con la ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina,  y con el ministro de Fomento, Iñigo de la Serna. Según la información que hizo pública el MAEC, está compuesto además por representantes de varios ministerios y abierto a la participación de otros actores como sector privado, organizaciones de la sociedad civil, parlamentos, universidades y expertos/as. La FEMP se incorporó al debate en la segunda de las reuniones del Grupo de Alto Nivel, en la que se presentó el Plan de trabajo 2017-2018. En esta cita se anunció la celebración de un Foro Global para la localización de los Objetivos de Desarrollo sostenible en el primer cuatrimestre de 2018, con el fin de crear una alianza institucional entre gobiernos nacionales, gobiernos regionales y locales, y sus asociados, instituciones de la sociedad civil, sector privado, y académicas, para promover la localización en el ámbito internacional.

Sin embargo, la estrategia del Gobierno español en la localización de la Agenda 2030 no ha estado exenta de críticas por parte de otros actores de la cooperación, así como por agentes políticos de distinto nivel. Dos años ha tardado el Ejecutivo en constituir el grupo de trabajo, al tiempo que nombraba a un diplomático de larga trayectoria como embajador en misión especial para la Agenda 2030. Juan Francisco Montalbán asume esta responsabilidad en un momento clave del proceso, dos años después de la aprobación de la agenda, y a un año de que se reúna el Foro Político de Alto Nivel en el verano de 2018 para la evaluación de avances; una cita a la que España llega con resultados de evaluación de políticas, en 2016 y 2017, pero sin haber iniciado la implementación de la agenda. Es decir, con unos resultados que no responden al impulso de medidas específicas para lograrlo. En el informe de 2017 España mejoraba 5 puntos respecto a 2016, colocándose en el puesto 25, perdía el único punto 'verde' que le daban las políticas de igualdad de género y destacaba, en negativo, por sus políticas de conservación del medio ambiente, y en especial, del mar y la biodiversidad, o las emisiones de efecto invernadero.

Según el informe elaborado por la Red Española para el Desarrollo Sostenible, "los datos sobre la disminución de la Ayuda Oficial al Desarrollo, el mal comportamiento de las emisiones de gases de efecto invernadero o la falta de una estrategia activa para la protección del océano, afectan a los resultados de España en relación a la escena internacional". Entre las comunidades autónomas destaca el caso de Valencia, que ya tiene elaborada y publicada una estrategia de implementación de la Agenda 2030; Cataluña está en marcha, y en País Vasco, Extremadura, Castilla-León y Andalucía, ha comenzado el camino. También algunos ayuntamientos han iniciado un proceso en el que las dudas llegan de la falta de herramientas para emprender el proceso.

Ante esta respuesta, y dada la relevancia de la apropiación de la Agenda por todos los agentes sociales, políticos y económicos, algunas organizaciones han tomado las riendas desde antes, incluso, de que la Agenda se aprobara. Es el caso de Ciudades y Gobiernos Locales Unidos, que ha producido materiales didácticos orientados a facilitar claves para la divulgación e implementación de los ODS. Para profundizar en la capacitación de equipos técnicos especializados, CGLU creó una iniciativa llamada 'Learning 0DS' que está facilitando formación y generando un proceso de transmisión de conocimientos en cadena, para facilitar la implementación en ámbitos de proximidad. En este contexto, el FAMSI ya ha participado en varias iniciativas formativas en todo el mundo.

Además, el Fondo de Municipios ha puesto en marcha una propuesta para facilitar la formación a los ayuntamientos y diputaciones; la propuesta, que ha contado con el apoyo de la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional al Desarrollo, AACID, se pondrá en marcha en breve y contempla acciones de divulgación, sensibilización, formación y herramientas para facilitar la implementación de los ODS incluidos en la Agenda 2030.  

 

 Estas acciones impulsan la consecución de la Agenda 2030 y en especial, de los ODS:

 
Objetivo 17: Revitalizar la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible.

 

 

Secciones